Son tantas las alegrías que conlleva ser padres, que a veces nos cuesta expresarlas con palabras. Desde llevar al pequeño en el útero (o esperar impacientemente a que los papeles de adopción sean definitivos), hasta el primer año como una nueva madre o padre, hay muchísimas alegrías. Pero también la paternidad tiene otra cara, una que no está llena de momentos felices, dignos de una foto para el recuerdo. Es muy duro y algo que puede hacer que los días se hagan eternos y a veces horribles en más de una ocasión… pero está muy bien reconocerlo.

Cuando se trata de las películas de terror, este género específico tiene un cierto atractivo a pesar de tantas escenas que nos asustan. Estas películas son entretenidas, apasionantes por derecho propio, y realmente aterradoras a veces… un poco como ser padres. Una película que trataba de manera muy específica acerca de los terrores de la paternidad fue Un lugar tranquilo de Jon Krasinki y con la secuela prevista para estrenar en salas de cine el 20 de marzo, hemos elaborado una lista de cinco películas que resume los altibajos de la paternidad de unas formas muy drásticas…

BABADOOK (2014)

Leer cuentos para dormir a tus hijos es una de las actividades más apreciadas por los padres. O al menos, así es como se supone que debe ser – un rato tranquilo de convivencia entre padres e hijos. Pero no será así si lees un libro encantado que desata un espíritu oscuro y sombrío, que te aterroriza, llamando a la puerta sin parar y saltando entre las sombras. Limítate a leer algo un poco menos maligno, como por ejemplo El Principito o Caperucita Roja.

LA SEMILLA DEL DIABLO (1968)

En el caso de los padres primerizos, lo último que hace falta es una fiesta «baby shower», ya que estás cansado, agotado y agobiado por esta experiencia de tener que ocuparse de este pequeño ser humano. Y aunque en la mayoría de estas fiestas lo que importa son los regalos y el ambiente alegre, siempre existe la posibilidad de que tus amigos y vecinos se manifiesten como un aquelarre de ocultistas que quieren criar a tu bebé como el anticristo. Es mejor jugar a lo seguro y no molestarse con tantos planes por si acabas enfrentándote a un mal de otro mundo.

EL RESPLANDOR (1980)

Todos los niños necesitan amigos. Sin un compañero de juego, su hijo dará vueltas y vueltas (seguramente por los pasillos de un hotel encantado en un triciclo) por estar más aburrido que una ostra. Por eso, los padres tienen que procurar que sus hijos tengan buenos amigos, y que no sea esa clase de gente que los lleve por mal camino. En otras palabras, si llegan a casa con dos gemelas idénticas que se parecen al demonio diciendo, «Ven a jugar con nosotros…», cierra la puerta con pestillo y no vuelvas a perder a tu hijo de vista nunca más.

LA PROFECÍA (1976)

La creatividad es primordial para el desarrollo de cualquier niño, así que deberías intentar aprovecharla. Entre las actividades podemos destacar la pintura, juguetes para construir cosas, o juegos de fantasía. Algunos niños, sobre todo los que se llaman Damien, pueden incluso empezar a desarrollar aptitudes para asesinar a sus amigos y familiares para después hacer que parezca un accidente, como ahorcamientos fortuitos o el clavamiento del cura local con el campanario de la iglesia.

HEREDITARY (2018)

Cuando necesitas que alguien cuide a tus hijos, ¿a quién recurres? Un hermano o una hermana mayor podría ser una opción, la cual está bien hasta que por error decapiten a uno de los pequeños. Un abuelo es quizás una opción más responsable. Aunque puede resultar ser el líder de un culto malvado que se aprovecha de los niños para usarlos como «recipientes» para el espíritu de un demonio. Hágase un favor a sí mismo y al alma de su hijo y busque una niñera profesional.