¿Qué tal tu relación con tu mejor amigo peludo? El Día de Amar a tu Mascota (20 de febrero) es el momento de mostrarle a tu gato, perro, tortuga o [insertar otra mascota] cómo realmente te sientes. Los regalos, los mimos y toda la atención que la adorable bolita de pelo podrá aguantar son la mejor forma de celebrarlo!

Pero dicho esto, ¿cómo es que las mascotas del cine de terror se las ingenian para salir tan torcidas? Pues, de muchas formas – experimentos científicos fracasados, influencias satánicas, la rabia, productos químicos en el sistema de abastecimiento de agua. Al final, el «por qué» no es tan importante como el «qué» y el «quién». Y por eso, hemos elaborado una lista de lo que consideramos las mascotas más temibles en el mundo del cine.

ATRACCIÓN DIABÓLICA

George Romero llevaba asustando a su público desde los años 60. Mientras que es principalmente conocido por sus cintas de zombies, la película de 1988 Atracción Diabólica es un excelente desvío de su género habitual. Tras un accidente en el que Allan (Jason Beghe), un fanático de la salud, pierde el dominio de su cuerpo, su amigo le trae un mono ayudante experimental para facilitarle la transición a su nueva vida. Allan empieza a confiar en Ella la mona, pero también a tenerle cariño, y el sentimiento es mutuo. Así que el hecho de que Ella empiece a herir a gente que es mala con Allan, o de que se ponga celosa es bastante lógico. Siendo un mono, Ella es inteligente, hábil, y capaz de cualquier tipo de maldad. Romero nos da un villano fascinante e incluso adorable del que incluso nos sentimos algo de pena en el fondo.

 

EL GRAN RUGIDO

De vez en cuando, nos enteramos de casos de personas tan atrevidas como para tener un gato exótico en casa. ¿Y por qué nos enteramos de eso? Bien porque el gato se ha escapado y ha tenido que ser matado, o bien porque ha herido gravemente o ha matado a alguien.

El gran rugido es una película que cuenta con docenas de leones, tigres y otros animales peligrosos en un espacio muy reducido. Si la ves, quedarás atónito por la necesidad del reparto y el equipo por estar rodeados de estos animales tan salvajes. Los títulos iniciales afirman que, aunque ningún animal resultó herido durante el rodaje, sí lo fueron 70 miembros del reparto y del equipo.  Asimismo, la estrella Tippi Hedren y su familia tuvieron leones en casa varios años después de haber rodado la película. Lamentablemente, los leones acabaron atacando a los miembros de la familia, por lo que la hija de Hedren, Melanie Griffith, tuvo que recibir 50 puntos en la cara y casi perdió un ojo.

 

FIDO

¿Qué clase de tarado tiene a un zombie como mascota? Si alguna vez has visto esta película, sabes exactamente qué tipo de persona podría ser capaz de hacer eso. Cuando una nube de polvo espacial provoca que los muertos se levanten como zombies hambrientos, surge la Corporación ZomCon para conquistar a las criaturas y domesticarlas para convertirlas en trabajadores y mascotas para los humanos. Aparte del hecho de que la esclavitud es moralmente repugnante, mantener a los zombies a mano es un desastre en ciernes. Y como se puede imaginar, las negligencias llevan a un estallido de zombies en la zona segura.  Por lo general, pero no siempre, es la gente mala quien acaba siendo mordida y convirtiéndose en sus propias mascotas. Fido es una mascota muy peligrosa por mucho que el pequeño Timmy lo quiera.  Pero los humanos vivos siempre son aún un poco peores. La cinta cuenta con un reparto fabuloso que incluye a Dylan Baker, Billy Connolly y Carrie-Anne Moss.

 

LA PROFECÍA

La profecía es de lo más aterradora: un niño malvado con cara de ángel, una niñera británica que también es la consejera del Diablo, animales del zoo que huyen o atacan sin motivo aparente, y una banda sonora que aún sigue provocando escalofríos. Fue una película tan brillante que logró salvar a un decadente 20th Century Fox, que estrenó una pequeña película llamada La Guerra de las Galaxias el año después. Hay varias escenas de animales aterradoras, pero el perro diabólico que se convierte en un miembro indeseado de la casa de los Thorn es el más aterrador con diferencia. Es un perro enorme; tal vez una mezcla de mastín. Tiene un aterrador gruñido grave que dice, «Ni siquiera estoy loco, pero aun así te mataré«. Ante todo, está ahí para proteger a Damien. Con lo cual, cuando acaba atacando a Gregory Peck, sabemos que no se está andando con tonterías.

 

EL BESO DE LA PANTERA

La gente que critica a los remakes de terror suele olvidarse del soberbio remake de La mujer pantera. Nastassja Kinski interpreta a una mujer de la raza humana felina, que se convierte en pantera en determinadas situaciones. Un día decide ir a Nueva Orleans a visitar a su hermano, Paul (Malcolm McDowell), y allí un hombre del zoo (John Heard) se queda fascinado con ella…

La película presenta cómo Paul e Irina son separados y esta última es llevada a un Zoo local para ser encerrada en forma de pantera. Heard la cuida, a pesar de las quejas de la mujer que le ama (Annette O’Toole). Es un remake fantástico, con un excelente tema musical de David Bowie, y es una producción de lo más entretenida con una Nastassja Kinski haciendo de una mascota realmente aterradora y mortal.