Antes de su éxito en la industria cinematográfica mainstream, James Wan rodó su primera película, Stygian, con Shannon Young; una cinta que ganó la Mejor película «guerrilla» en el Melbourne Underground Film Festival en 2000.

Poco después de rodar la susodicha película, la idea de crear SAW surgió cuando Wan y su amigo Leigh Whannell, vieron El proyecto de la Bruja de Blair. Wan y Whannell se propusieron escribir un guión juntos que partiera de una sencilla premisa y a partir de esta situación tan sencilla como intrigante, la trama crecería y se ampliaría para dar cabida a varios flashbacks y a un nutrido grupo de personajes.

Reunieron como pudieron algo de dinero para rodar una escena de su guión para poder intentar vender la idea a los estudios. Con la ayuda de Charlie Clouser, quien había compuesto la banda sonora para el corto, y algunos actores suplentes, Whannell y Wan rodaron la escena con Whannell como protagonista en el papel de David. Optaron por rodar la escena de la trampa de osos (al revés) con el propósito de que este fragmento avalara sus respectivas capacidades como director y actor. Grabaron el «corto» en un DVD y lo hicieron llegar a productores de Los Angeles junto con el guión.

Después del estreno de la versión completa de SAW, la película tuvo un éxito abrumador en taquilla, tanto a nivel nacional como internacional. Acabó recaudando $ 55 millones en Estados Unidos y $ 48 millones en otros países, alcanzando un gran total de más de $ 103 millones en todo el mundo. Esto fue más de $ 100 millones de ganancias – más de 80 veces el presupuesto inicial de la película. Con motivo de su 15 aniversario, queremos celebrar una de las franquicias de terror más taquilleras de todos los tiempos con esta selección de curiosidades.

Las reglas son sencillas. ¡Que empiece el juego!

– Según Whannell tuvo graves problemas de salud antes de ponerse a escribir SAW: «Aunque al final no fue nada grave, mis problemas sirvieron como un revulsivo en mi mente e hicieron que me planteara cómo llevaba mi vida. Fue algo que me cambió de verdad».

– La película se rodó en apenas 18 días con una pre-producción de apenas cinco. Los actores no tuvieron opción a ensayos, de hecho todos se grabaron y algunos forman parte del montaje final.

– Todas las escenas en el baño abandonado se rodaron en orden cronológico para que los actores pudieran meterse mejor en sus papeles y para aumentar la tensión entre los personajes.

– Danny Glover rodó todas sus escenas en apenas dos días, y la actriz Shawnee Smith en solo un día… ¡con casi 40 grados de fiebre!

– James Wan y su editor Kevin Greutert tuvieron problemas en el montaje y quedarán cortos de algunos planos en escenas como el momento cuando Doctor Gordon hablo con su mujer y hija por teléfono. Al final tuvieron que grabar unas cuantas escenas adicionales para poder acabar el montaje definitivo.

– El primer montaje que se proyectó en el Festival de Sundance recibió una calificación de NC-17 pero, después del festival, Wan tuvo que quitar algunas de las escenas más explícitas para conseguir la calificación R. Debido a esto, el equipo las «reciclaron» y las utilizaron en la tercera entrega como unos Flashbacks.

– Aunque no tiene nada La cinta esta repleta de homenajes al cineasta Dario Argento. El muñeco que usa Jigsaw se puede considerar un homenaje al títere de Rojo Oscuro, y los guantes del asesino son, sin lugar a dudas, un claro homenaje a al maestro del giallo.

– En una escena, Amanda (Shawnee Smith) tiene que buscar unas llaves en los intestinos de su compañero de celda para poder escapar. Usaron un útero de cerdo para recrear estos intestinos.

– Casi todos los cadáveres que vemos en la cinta son los actores con maquillaje. El único muñeco usado en la película es el cadáver quemado de Mark Wilson (Paul Gutrecht).

– Al final, la premisa dio origen a una de las sagas de terror más rentables de la historia con ocho películas estrenadas hasta la fecha y una nueva entrega ya anunciada para el año que viene protagonizada por Chris Rock, Samuel L. Jackson, Max Minghella y Marisol Nichols.