Un 6 de Enero de 2006, se estrenó en los Estados Unidos HOSTEL; una cinta que plasmó los más perturbadores instintos del ser humano y que reafirmó a Eli Roth como el director al que hay que acudir si se quiere hacer un producto de terror revelador.

En esta cinta, Paxton y Josh, dos universitarios norteamericanos, y Oli, un amigo islandés al que han conocido en el viaje, recorren toda Europa. Cuando hacen escala en Amsterdam, buscando juerga, drogas y sexo, conocen a un joven que les habla de un albergue en Bratislava, que debería ser su próximo destino ya que las mujeres eslovacas están locas por los extranjeros, especialmente los estadounidenses. Atraídos por la promesa de sexo fácil, los tres amigos se dirigen hacia allí sin saber que el albergue guarda un secreto mortal….

Sin lugar a dudas, HOSTEL es una de sus obras más redondas, sobre todo para nosotros, los amantes del terror. Por lo tanto, para celebrar su aniversario hemos querido homenajearla con una selección de curiosidades que quizás no conocías.

Por favor caballeros elijan sus armas y que comience el juego…..

  • LA SEMILLA CREATIVA: Roth encontró la semilla creativa para la cinta durante una conversación con su amigo, el crítico de cine Harry Knowles. Knowles afirmó que había encontrado algo tan aterrador que no sabía si contárselo a Roth, lo cual sólo hizo aumentar la curiosidad del director. Finalmente, Knowles le pasó a Roth el link a una página web; y lo que Roth descubrió le afectó mucho más de lo que había imaginado: en algún lugar de Tailandia se podía comprar la emoción visceral de asesinar. Por sólo 10.000 dólares a cualquiera que estuviera dispuesto le podían acompañar a una habitación, darle una pistola cargada y proporcionarle otro ser humano para matarlo. “Inmediatamente la idea me hizo sentir náuseas”, recuerda Roth. “Pero a la vez me resultaba muy creí La gente está enferma. Es capaz de hacerle cualquier cosa a otra persona con tal de disfrutar, y eso es lo más horrible de todo. Es algo que no dejará de impactarme”. En un principio, Roth tenía intención de rodar un documental sobre los hechos pero se dio cuenta que podría poner en peligro su propia vida.

 

  • La idea de que americanos fueran torturados y asesinados en Eslovaquia no hizo mucha gracia. Pensaron que la película afectaba negativamente al turismo. Roth precisamente había elegido que fuera Eslovaquia porque pensaba que la gran mayoría de americanos ni sabía que existí Pensaba que a pesar de cómo los americanos vieron Eslovaquia en la cinta, los propios americanos estaban haciendo cosas peores en el mundo. Aparte de esto, dijo que es solo una película y que no puede tomarse en serio.

  • NO FUE RODADA EN ESLOVAQUIA: Aunque en la película se hace mención a Eslovaquia, en realidad fue grabada en la República Checa, en un pequeño pueblo de 1.500 habitantes cerca de Praga llamado Poříč De hecho, hasta se ve el nombre del pueblo en las carteles en la estación de tren en la película.

 

  • ESCENARIOS DE LO MAS AUTÉNTICOS: El interior del matadero era en realidad un manicomio de Praga que data de 1910. No solo eso pero el edificio 10, donde se rodaron la gran mayoría de las escenas, era donde, en su día, llevaban a los pacientes “menos cuerdos”. De hecho, el sótano daba tanto miedo, que el propio Roth contrató a un cuarteto de cuerda para que tocara música clásica durante el rodaje para ir animando el equipo.

 

  • ¿REGRESO AL PASADO?: La película parece estar ambientada en los años 80 ya que, en realidad, hay mucho más trafico en las calles y los coches son más modernos que los que vemos en la pelí También, los esloganes de la era socialista (escritos en checo) no se pueden encontrar en ninguna parte de la Eslovaquia moderna.

 

  • SUS TOQUES DE HUMOR: Algo que nunca falta en la filmografía de Roth es su humor negro en los momentos menos esperados. Un buen ejemplo en HOSTEL es un momento en el cual vemos al guardia de “la fábrica de la muerte” viendo una película pornográ A primera vista no llama la atención pero la cinta que está viendo el guardia se trata de SEX FEVER; una cinta XXX que se rodó para parodiar a CABIN FEVER, la ópera prima de Roth.

 

  • STEPHEN KING ES TODO UN FAN DE LA SAGA: Aunque King no es aficionado a “torture porn”, dijo en una entrevista que le gustaron las dos primeras entregas de la saga. De hecho, le gustó más la segunda que la primera. Comentó que la segunda parte tenía un fuerte contenido artístico aparte de lo crudo del contenido. Curiosamente, los protagonistas se alojan en la habitación 237, una clara referencia a EL RESPLANDOR.